top of page
  • gt4975

Nuno Pires y Elias Niskanen reinan en condiciones adversas


En una tarde con condiciones extremadamente difíciles, Nuno Pires y Elias Niskanen se han hecho con la victoria en la segunda carrera de la ronda del Circuito de Jerez de la Iberian Supercars Endurance.


El trazado andaluz es conocido por sus buenas condiciones meteorológicas, pero hoy el tiempo ha dado un vuelco total, con espesas nubes descendiendo sobre el asfalto español durante toda la tarde y un fuerte viento que ha complicado aún más la vida a todos los pilotos.


En estas condiciones comenzó la carrera de cuarenta y cinco minutos, tras una vuelta de Safety-Car para que los pilotos reconocieran las condiciones de la pista, con Elías Niskanen, en el Mercedes AMG GT4 de Lema Racing, manteniendo el liderato por delante de Nil Montserrat, también en un coche de Stuttgart pero del NM Racing Team, que era el mejor clasificado entre los competidores de GT4 Bronze.

El español se vio presionado por Roberto Faria desde el principio, lo que permitió al finlandés alejarse en cabeza, asegurándose una ventaja de cinco segundos sobre sus perseguidores.


En la cuarta vuelta, sin embargo, el brasileño, a los mandos del Mercedes AMG GT4 de Racar Motorsport, adelantó a Nil Montserrat y, a partir de entonces, empezó a ganar tiempo al líder y, cuando ambos pararon en boxes para cambiar de piloto, estaba a sólo un segundo de Elias Niskanen.


Con una desventaja de cinco segundos debido a su segundo puesto en la primera carrera frente a tres de sus rivales, Manuel Gião en el Mercedes AMG de Racar Motorsport salió de boxes cinco segundos por detrás de Nuno Pires en el coche de Lema Racing de Stuttgart.


Ambos pilotos estaban al límite, y en las últimas vueltas el vigente campeón se acercó significativamente al líder, pero no fue suficiente y Nuno Pires acabó confirmando su, y la de Elias Niskanen, tercera victoria de la temporada, dejando a su perseguidor a 1,5s.

Manuel Gião cruzó la línea de meta en segunda posición, compartida con Roberto Faria, asegurando su mejor resultado global de la temporada.


Saliendo sexto en la parrilla, José Carlos Pires comenzó a recuperarse en el BMW M4 GT4 de Speedy Motorsport, con Francisco Abreu continuando para terminar la carrera en tercer lugar, a seis segundos de los ganadores.


Guillerme Aso llevó el Mercedes AMG GT4 del NM Racing Team a la cuarta posición, seguido de Bruno Pires y Fábio Mota, en el Ginetta G55 GT4 del Tockwith Motorsports, que realizaron una excelente carrera.


Jorge Rodrigues y Patrick Cunha, en el Audi R8 LMS GT4 de Veloso Motorsport, volvieron a ganar el Bronze GT4 con una carrera consistente, superando a Alberto de Martín y Nil Montserrat, después de que el NM Racing Mercedes AMG GT4 saliera segundo en la parrilla.


Alfonso Colomina, en el McLaren 570S GT4 de SMC Racing, se aseguró el escalón más bajo del podio en la división, en una actuación consistentemente buena del español en condiciones extremadamente difíciles.

Daniel Teixeira, en el Cupra TCR del equipo JT59 Racing, protagonizó otra notable remontada desde la última posición hasta la decimocuarta, ganando las divisiones de Turismos y TCR a pesar de una penalización por salida falsa.


José Correia y Beatriz Correia volvieron a terminar en segunda posición en la división TCR, concluyendo una carrera que resultó muy difícil, dadas las complicadísimas condiciones meteorológicas.


La división TC fue monopolizada por los pilotos españoles, con Borja Hormigos y Héctor Hernández poniendo a prueba el BMW M240I Racing de Autorworks Motorsport en la resbaladiza pista jerezana, completando un fin de semana perfecto.


El dúo del coche bávaro estuvo acompañado en el podio por los pilotos de PRM Racing, ambos en Mini Cooper, con Antonio Albacete y Alejandro Barambio por delante de Javier Moreno y César Serrano.

Marcus Fothergill y Dave Benett, en el Porsche 911 Cup de Tockwith Motorsports, realizaron una magnífica carrera, imponiéndose entre los competidores del GTC. En segundo lugar quedaron Álvaro Ramos y Fernando Soares, que triunfaron en GTX.


Sin embargo, los pilotos del Aston Martin Vantage AMR de Araújo Competição tuvieron que trabajar duro para ganar en su división, ya que superaron al Ginetta G50 de Tockwith Motorsports pilotado por Simon Moore y Tomás Pinto Abreu en la última vuelta. El piloto inglés tuvo una actuación impresionante, aprovechando las difíciles condiciones de la pista para superar el potencial de su coche, mientras que su compañero de equipo sufrió problemas de motor en su ‘stint’, lo que fue decisivo para perder la victoria en GTX.


Miguel Nabais y André Nabais, tras su decepción matinal en la primera carrera al abandonar, lograron subir al podio en su división, demostrando que el cambio del Porsche Cayman GT4 Clubsport al McLaren 570S operado por Speedy Motorsport fue una apuesta ganadora.


Con el final de la prueba en el Circuito de Jerez, la temporada continúa en el Autódromo do Estoril los días 25 y 26 de noviembre, donde se decidirán los títulos del Iberian Supercars Endurance.



Comments


bottom of page